domingo, 15 de mayo de 2016

Trigo Sarraceno o Alforfón y Sus Beneficios


¿QUÉ ES?

El alforfón o trigo sarraceno (Fagopyrum esculentum), es un pseudocereal originario de Asia Central, en donde sus semillas son usadas como alimento humano. Esta planta es ampliamente cultivada en las estepas de Rusia, China, Ucrania y Estados Unidos. El cultivo del trigo sarraceno tiene varias ventajas: no es atacada por plagas y tiene bajos requerimientos nutricionales para su crecimiento, el uso de químicos durante el proceso de establecimiento del cultivo es nulo.

Debido a que es una planta que se cultiva en el hemisferio norte, en presencia de estaciones, el alforfón tiene una cosecha anual, sembrado en la primavera (abril), y colectado a finales del verano (agosto–septiembre).


BENEFICIOS

El alforfón es un alimento lleno de beneficios, debido a que posee un alto contenido de vitaminas, minerales, proteínas y macro y micro elementos. Entre los minerales presentes se encuentran el yodo, fósforo, hierro, cobre, calcio, potasio, sodio, magnesio, cloro, azufre, cobalto, molibdeno, níquel, manganeso, boro, cromo y aluminio. Presenta concentraciones altas de vitaminas del grupo B, PP y E, donde cabe resaltar que entre todos los cereales, la vitamina B4 solo se encuentra en el alforfón. Esta vitamina es importante para el cuerpo humano, ya que es la materia prima en el ciclo de síntesis de aminoácidos como la adenina, parte estructural del ADN.

Esta planta se considera la "reina de la proteína vegetal" debido a su alto contenido (entre un 10 y 13 %) y a su disponibilidad de absorción; se estima que hasta el 70% es asimilable.

El alforfón es rico en fibra, carbohidratos complejos y aminoácidos esenciales tales como el triptófano, la arginina y la lisina. Además, posee micro elementos que no se encuentran en otros cereales y pseudocereales, como el selenio, vanadio, estroncio y titanio.


HISTORIA

El origen del alforfón se dio en las estepas del Himalaya y Asia Central; los viajeros lo llevaron por las rutas comerciales hace más de 4000 años a través de África a la península Ibérica y Grecia. En España se conoce como “trigo sarraceno” en honor a los moros del norte de África. A Rusia el alforfón llegó desde Grecia (de aquí viene su nombre en ruso - “grechka”), convirtiendose en uno de los platos más comunes de este país.
 
Fueron los holandeses quienes bautizaron el resistente grano en honor a las Santas Escrituras y creyeron que había sobrevivido a condiciones adversas similares a lo largo de los siglos. Llamaron al tenaz grano “trigo de las escrituras” (book wheat, muy similar a su actual nombre en inglés, buckwheat), y fueron los primeros en traerlo al Nuevo Mundo, en donde gozó una gran popularidad en el siglo XIX.



NOTA: Los Colombianos pueden comprar el trigo sarraceno (alforfón) tostado (tratado con vapor a presión alta y secado sobre una superficie plana a temperaturas altas - alrededor de 180° C) en mi tienda virtual. Para los pedidos escribir a tienda.vivasano@gmail.com


FUENTE:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...